Pacto del Euro

Publicado el 10.06.11

El 19 de abril, la Comisión de Economía y Asuntos Monetarios (ECON) del Parlamento Europeo aprobó seis paquetes de medidas para “fortalecer el control presupuestario y la coordinación de políticas económicas en la zona euro”. Medidas que serán aprobadas por el propio Parlamento en este mes de junio sin prácticamente tiempo para su discusión. Algunas de estas medidas consisten en la vinculación de los salarios a la productividad, aumentar la edad de jubilación y trasvasar fondos a los planes privados de pensiones, introducir en las Constituciones de los Estados la obligatoriedad de limitar los déficits públicos, establecer un calendario para la reducción de la Deuda Pública y disciplinar a los países con desequilibrios macroeconómicos graves, incluyendo la falta de competitividad pero no el paro. Paco Álvarez nos explica el tipo de medidas que se quieren adoptar y a quienes afectarán de manera directa. Visita http://noledigasamimadrequetrabajoenbolsa.blogspot.com

Comentarios

9 Comentarios de “Pacto del Euro”

  1. Ana Maria dice:

    Mary: muy buena tu teoria, podemos hacer tantas cosas los ciudadanos de a pié.

    Actos callados, como revisar la cesta de la compra, ropas, viajes, juguetes, bares.

    Podemos hacer cooperativas, y comprar al por mayor, casi todo lo que necesitamos.

    Podemos reciclar, reusar y tener mas tiendas de segunda mano, de ropas, muebles, etc.

    Empezar a no utilizar la tarjeta, pagar con dinero, así es más fácil controlar el gasto.

    Yo creo que todas estas cosas y muchas más que cada uno de nosotros sabemos las

    podemos empezar a poner en marcha ya. Es el momento justo de recuperar nuestro

    Poder y no dejarlo en manos de nadie. Ni bancos, ni iglesia, ni politicos, etc, etc…………..

    Yo ya he empezado.

    Guardo todos mis listas de la compra del supermercado, y así no me olvido de lo que

    gasto, durante un més. Compro todo lo que es posible en tiendas de 2ª mano, reviso

    mis facturas de la luz, y trato de ahorrar toda la luz que puedo. L

    Voy a pensar de que manera puedo hacer más cosas calladamente pero que unidos a

    otros será un clamor, y sacaremos adelante nuestro precioso y querido país.

  2. Fernando dice:

    óscar, una alternativa es devolver el dinero a la gente y dejar que quiebre ó que sea multada la entidad que ha gestionado mal.
    Y es que no solo ha gestionado mal (que podria achacarse a la incompetencia), sino que lo ha hecho de forma delictiva, poniendo en un riesgo extremo a los millones de clientes a sabiendas, solo y exclusivamente por el beneficio económico de las cúpulas de dichas entidades.
    Para una muestra , en EEUU (ver el documental Inside Job, en cines hace poco), las entidades, justo antes de la crisis, seguían ofreciendo sus mismos productos diciendo a la gente que confiara en ellos, y luego, como sabían que estaban mal (esto era justo antes de que explatara el cotarro, cosa que ya sabían ellos), apostaban, con otros mecanismos financieros, en contra de sus propios productos, ganando más dinero todavía. Qué os parece …
    Esa gente no solo no se le ha dicho nada, ni se le ha multado, sino que muchos siguen en sus puestos.

  3. Isabel dice:

    Pues una vía alternativa a las inyecciones que los gobiernos han inoculado en la banca siempre será la misma, pero de la que no se quiere ni hablar: Exigir la transparencia primero, para que paguen los impuestos que les correspondan a sus titulares, y la desaparición posterior de los paraísos fiscales en los que estos pájaros de la banca y sus acólitos de las clases más altas, tienen y fugan sus capitales y los nuestros.

  4. Óscar dice:

    Desde mi ignorancia me pregunto: Si no se hubiese ayudado a los bancos inyectándoles liquidez, ¿donde habrían ido a parar los ahorros de los ciudadanos que sobrepasasen el mínimo garantizado?. Hasta donde yo se, los bancos prestan el dinero depositado manteniendo un mínimo del 2%. ¿Como habrían recuperado entonces los depositarios sus fondos?. ¿Cuál hubiera sido la alternativa a la ayuda a la banca?.

  5. marlene tovar dice:

    Todavía queda la opción de protestar y oponerse a medidas injustas, inhumanas y que no toman en cuenta a la gente, cuyo único fin es engordar el capital de los capitalistas apoyados desde los gobiernos neoliberales, que son los genuflexos del orden imperial entronizado por la ceguera de quienes, en decadas pasadas, se quedaron callados y contentos (porque les tocó su parte) y tuvieron miedo, sí, miedo de ser señalados peyorativamente de izquierdistas y comunistas.

    He aquí el resultado del “nuevo orden mundial”, “el fin de la historia” , justificaciones pseudoideológicas a favor del FMI, BM.

    Abramos los ojos, los oídos y la boca Y DIGAMOS NOOOOO! Lo otro es….resignarnos
    Triste ¿verdad?.

  6. Leopoldo dice:

    Me ha gustado la exposición del Sr. Alvarez, sin demagogia y con sencillez.

    pero creo que la mayoría de personas, al menos en europa e incluso en España, sabe lo que pasa, el trasfondo de la “crisis” (muchas veces a secas, sin apellidos, como si por si sola la palabra lo explicara todo) pero no nos movilizamos lo suficiente ni tomamos postura claras de compromiso.

    A mi entender y desde 1789 en Francia lo llevaron a la practica, sin revolución. violenta incluso trágica, no hay verdadero cambio, pero yo particularmente, me repugna la violencia, porque ademas, no es una garantía de cambio positivo, justo y democratico, hay ejemplos históricos bien claros, revolución Sovietica, que de una maravillosa idea de igualdad, paso a una feroz dictadura, con la excusa de que si no hay dictadura, desaparece la revolución, China, Cuba, etc en este último caso con la heroica y ejemplar vida de un auténtico revolucionario, Che Guevara, pero esto demuestra que no es suficiente con el idealismo.

    Por todo ello, solo queda una opción, perseverar en la educación y la información e intentar desmontar el sistema desde dentro y con una violencia mínima, como puede ser el movimiento 15 M pero estructurado minimamente para que a base de firmas de los ciudadanos, forzar las consultas populares para obligar a los cambios a los gobernantes.

    Plesbicitos, ya!

  7. Leon dice:

    Mal,muy mal señor Alvarez
    No vamos a ninguna parte si se sigue cayendo en las mismas trampas semanticas que ido imponiendo la Burguesia.Que mania de recurrir al termino ‘Clase Baja’…,yo no me considero clase baja pero,¿tanto cuesta decir ‘Clase Trabajadora’?,¿o es que hoy en dia es algo tan subversivo o tiene connotaciones izquierdistas,que impide nombrarlo?.
    Pero si esto es bien sencillo:
    a) Clase Burguesa o Capitalista
    b) Clase Trabajadora o Asalariada

  8. Susana dice:

    Parece que la población perteneciente a la clase media que confió en el modelo neoliberal se ha dado cuenta del engaño al que han sido sometidos también. Los cuellos blancos creían que no iba con ellos defender a los sindicatos, que eso era cosa de obreros incultos. Apoyaron al modelo económico que hoy denuncian como responsable de la crisis económica. Los ricos, los dueños de los medios de producción siempre serán los dominantes. No se ha sabido poner freno a ese pecado capital como es la avaricia humana.
    El Estado de Bienestar fue un sistema de soporte para producir mano de obra educada y sana para los empresarios e industriales; sin embargo hicieron creer y así se creyó que amaban a la población. Hoy Corea tiene una población muy inteligente, con los expedientes académicos mejores. Pero piensen dónde están hoy día las fábricas, las industrias, las cadenas de montaje, etc., en Asia.
    Por otro lado el Estado de Bienestar está relacionado con el freno al comunismo; hoy acabado el enemigo solo queda el único modelo vencedor, el único posible para algunos, el neoliberalismo. Cuando se habla de otro mundo posible ¿a que otro mundo posible se está refiriendo la gente? Es más retórica?.

  9. Mary dice:

    Gracias Sr. Paco Álvarez por su clara exposición. Me quedo con una cosa que me parece interesantes. El origen de los bancos es la aportación de cada ciudadano, de la clase media sobre todo. Sin esta aportación no existirían. La población confía en las entidades bancarias y cajas. Es un acto que se realiza casi automático, sin apenas cuestiones, dudas, estudio previo, salvo si se pide un préstamo y creo que también lo dudo por el lenguaje endiosado que manejan los banqueros. Apenas nadie sospecha que alguien tan bien vestido y que habla con tanto boato sea mala persona. Se les reviste de un aura casi de santidad. Pensarán al menos que su dinero estará a buen recaudo, y que le dará un buen servicio de pago de recibos, cobro de nóminas, devolución de intereses a su favor, etc. Casi la totalidad de la población siente la presión de pasar todo su dinero por el banco. Se domicilia todo, empezando por la nómina y acabando por el recibo último de cualquier cosa. Parecería incomprensible, extraño no hacerlo. Miles de peligros acechan al que lo intenta: como no poder pagarlo porque el horario para ello es restringido a una banda muy estrecha; ¡cuidado pueden atracarte por la calle o en tu casa!.
    Creo que la tendencia neoliberal, a modo de fuerza de un tsunami, aún no ha llegado hasta el final. Para cambiar este modelo económico los pasos no los van a dar aquellos que viven de él. Pienso que un cambio en la mentalidad de la población está sucediendo. La sospecha se ha desatado, pero aún la población espera que sean los poderosos los que cambien el modelo. Sin embargo es la población, los ciudadanos afectados los que reflexionando puedan ir dando pasos para dejar de hacer lo que siempre han hecho. Cada uno sabe qué puede hacer pero sobre todo atreverse, ver que pasa si se retira la confianza, si no se consume, si se hacen autosuficientes, si …,. Cada uno sabe lo que puede hacer. Actos callados, individuales aunque no individualistas se irán sumando.

Escribe tu comentario